¿Para qué formar un Grupo de Mujeres Y Yoga?

enero 15, 2015

Soy mujer. Hija, fui esposa, soy Madre.

Mi trayectoria personal y laboral se entrelaza constantemente con el mundo femenino. Las mujeres participamos de forma mayoritaria en muchos de los  temas relacionados con la creativo, lo alternativo, sostenible, espiritual, ecológico, en todo aquello que sea constructivo y proporcione bienestar. Somos las que creamos vida por lo tanto es difícil encontrar mujeres que quieran destruirla.

Mujeres y Yoga

He trabajado con mujeres desde hace más de  20 años, en mis clases, cursos de Yoga, salidas a la Naturaleza. El 90% de las personas que asisten a mis actividades son mujeres, observo que al resto de compañerxs de la profesión le sucede en mayor o menor grado lo mismo. Es frecuente el comentario que hacemos y escuchamos en estos cursos, “¿pero dónde andan los hombres; por qué vienen tan pocos?”, así es. No quiero entrar en este discurso, porque no es lo que quiero contar, pero si me resulta interesante plantearnos, si somos nosotras las que andamos en todos estos movimientos ¿por qué no reunirnos y empezar a construir y crear desde lo femenino?

Me baso no sólo en esta experiencia de desarrollar cursos y clases. Formé parte de un Grupo durante un año, unas 25 mujeres nos reuníamos, una vez al mes, más tarde,  fui partícipe de la creación de un Círculo de mujeres, que nació de las ganas de juntarnos una serie de mujeres para simplemente sentirnos y poder crear una base de apoyo y sostén, eso sucedió en el año 2005 hasta el 2013, fueron 8 años, intensos, donde vivimos, compartimos, disfrutamos, soñamos, lloramos, reímos, juntas, muchas historias. Hubo momentos muy difíciles, la muerte de una de ellas dejó un fuerte impacto.

Separaciones, divorcios, enfermedades, hubo un tiempo donde la tristeza estuvo muy presente, pero supimos acompañarnos, las que estaban más fuertes, servían de empuje, de esperanza, las que estaban en circunstancias más vulnerables, se dejaban cuidar. Yo recuerdo esos 8 años de forma bellísima, compartimos masajes, canciones, risas, recetas de cocina y de ungüentos, miles, jugamos, nos fuimos de excusión, hicimos celebraciones, bailamos a la vida y para nosotras, y sobre todo a cada de esas mujeres con las cuales he tenido el orgulloso de compartir, tanto, las siento, hermanas, porque me han revelado y les he narrado lo que en nuestras almas teníamos y tenemos, porque ellas siguen presente en mi vida, ellas son un referente fundamental, ellas son Las mujeres de mi Alma.

La idea de crear este Grupo de Mujeres y Yoga, surge para desarrollar  un espacio de confianza y sostén que anteriormente comentaba, un lugar donde nos encontremos y podamos disfrutar todas nosotras.

Nuestro primer encuentro, día 23 de enero, viernes, de 17 a 21h.

¿Para qué reunirnos?

  • Para crear una cultura de grupo, solidaria, donde podamos expresarnos de manera libre y sincera, siempre desde el respeto sin entrar en culpas, tomando responsabilidad de lo que hablo y desde donde lo hago.
  • Para aprender a escuchar nuestros cuerpos. Todo pasa por él, pero no nos paramos a sentirlo, a observar que hay detrás de una tensión, una contractura en la espalda o en cualquier otra zona de nuestro cuerpo. Saber escucharlo es imprescindible para nuestra salud y bien-estar.
  • Para aprender; que darnos tiempo para nosotras, es darnos felicidad, otorgarnos fuerza, es permitir reconocernos. Somos merecedoras de todo lo bueno y lo hacemos por nosotras, por nuestras hijas, por nuestras madres por todas las que se fueron y vendrán. También por nuestra familia y pareja.
  • Para compartir experiencias, vivencias que aunque son únicas, muy probablemente nos resuenen a todas.
  • Para sentir a las Diosas que habitan en cada una de nosotras, Somos Diosas y aún no lo sabemos. Las Diosas como arquetipos.
  • Para descubrir a la niña interior. Entrar en contacto con ella y volver a jugar, reír, soñar, permitir soltar, sin más. El juego tiene un fin, disfrutar.
  • Para crear un espacio seguro, de confianza, cálido, un lugar donde nos apetezca ir, como nuestra casa, cuando regresamos después de unas largas vacaciones; “como en casa no hay nada”, solemos decir. Pues así vamos a hacer.
  • Para tomar fuerza, ser decididas en nuestras vidas, para conectarnos con ese torrente inmenso y hermoso de nuestro Poder femenino.
  • Para no estar solas, cuando compartimos nuestras penas; se aligera la carga, cuando hacemos partícipe a los demás de nuestras alegrías, la alegría se multiplica.
  • Para atrevernos a mirarnos lo que está pasando y a dialogar con ello.
  • Para Vivirnos, experimentarnos, desde lo que siento, como lo siento, dónde ubicarlo. Bajar de la cabeza al Corazón.
  • Y sobre todo para aprender a disfrutarnos, no hemos venido a sufrir, hemos venido a Celebrar. Mis pensamientos Crean mi Realidad, entre todas vamos a crear un espacio de Fiesta.

 

Todas sois bienvenidas, bien llegadas, esta será nuestra casa y las puertas están abiertas para vosotras, preciosas mujeres con las cuales me encanta aprender.

 

 

Escribe un comentario
Encuentro de Mujeres Y Yoga. ¿Te apuntas?NOSOTRAS MUJERES, NOSOTRAS DIOSAS.
Comentario (3)
  • Helena
    enero 18, 2015 at 12:36 am

    Me encanta la idea de unir Yoga y círculo de mujeres ¿Cuál es la dirección del sitio? Muchísimas gracias por empezar a darle forma a un proyecto tan bonito.

    Contestar
  • Antonia
    diciembre 06, 2016 at 8:10 pm

    Me gustaría formar parte de vuestro grupo.,donde tengo que dirigirme.

    Contestar
  • María
    junio 16, 2017 at 2:43 pm

    Me gustaría saber dirección de clases de yoga y como pertenecer al grupo de mujeres viajeras

    Contestar

Escribe tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.